- Corporación - Saludo del Alcalde - Concejalias - Trámites Municipales
- Historia - Callejero - Agenda Telefónica
- Información Turística - Rutas Turísticas - Guía Turística - Lugares de Interés - Dónde Comer - Cómo llegar
- Noticias - Bolsa de Empleo - Buzón de Sugerencias - Enlaces de Interés
  Miércoles 29 de Abril de 2009  Home  Telefonos de interés  Contacta  Mapa web
home
 

El término municipal de Tielmes se encuentra situado en la cuenca del río Tajuña, afluente del Jarama, recorriendo el territorio de Este a Oeste y siendo el punto de convergencia de los arroyos de la Vega y de Valdecañas.

El río Tajuña forma un valle estrecho y simétrico entrando en el municipio de Tielmes por el límite con Carabaña, justo en el paraje conocido como Molino Nuevo, y saliendo en dirección al municipio vecino de Perales de Tajuña.

Topográficamente hablando podemos afirmar que la cota máxima del término es de 783 metros, aunque la altitud en la zonas de páramo son casi las mismas, oscilando entre 750 y 775 metros. La cota más baja corresponde al cauce del río Tajuña y es de 580 metros.

La influencia del río es vital para conocer más a fondo la idiosincrasia del pueblo en tanto en cuanto es el eje vertebrador alrededor del cual ha girado tradicionalmente la vida de los pobladores de la zona, ya que crea una fértil vega a su paso, idónea para el cultivo de hortalizas y árboles frutales, aunque también conviene destacar la presencia de abundante vegetación de ribera y de diversas especies vegetales como álamos blancos, chopos, olmos etc.; del mismo modo en los páramos encontramos abundante matorral oloroso, como tomillo, romero, espliego, jara, etc., y majestuosos ejemplares de encina, algunos de ellos centenarios.

Es posible afirmar que en el término municipal de Tielmes existen plantas de muy alta especialización que apenas viven separadas por unos metros y que incluso llegan a mezclarse con otras de necesidades muy diferentes, lo cual es posible gracias a la evolución de los suelos, a los cambios producidos por la erosión, por la sequedad del clima o por la acción del hombre.

Formando parte del mismo entorno, encontramos una variada fauna relacionada con el río pero también propia de un clima seco y caluroso en verano, pero muy frío en invierno. Son propias de la zona del río especies como el ánade, el azulón, la focha común, la polla de agua, la rata de agua, etc. En cuanto a la fauna de páramo, hay que destacar la amplia presencia de conejos, liebres, comadrejas, zorros, perdices y jabalís, (especie ésta en franco crecimiento en los últimos años) urracas, estorninos, gorriones, tórtolas, lechuzas, y por su importancia, búhos reales.

Si seguimos el cauce del río podemos observar algunas de las obras asociadas a él que se han construido a lo largo de los años, como es el caso del Molino de la Casa del Marqués, antiguo molino harinero que a principios del siglo XX se convirtió en central eléctrica abasteciendo a los municipios de Tielmes y Valdilecha, o del Molino de Cantarranas, situado en uno de los márgenes de la Vía Verde y que fue destinado a la producción de harina, de piensos y de energía eléctrica durante los años 50 y 60 del siglo pasado.

Con esta pequeña descripción del entorno natural del que Tielmes forma parte, se pretende acercar al viajero, de forma muy superficial, a una zona con altos valores naturales, hábitat de diversas especies animales y vegetales.

El legado arquitectónico que la historia ha dejado en Tielmes es amplio, destacando la Iglesia parroquial dedicada a la advocación de los Santos Niños Justo y Pastor, la Casa Museo y Escuela Rural, el Lavadero Municipal, etc., pero también son destacables las diversas manifestaciones culturales como las Fiestas Mayores de Agosto en honor de los patronos del pueblo, los festejos del mes de Mayo dedicados a los Santos Niños y San Isidro, o, destacando por su originalidad, la quema del Judas que anualmente tiene lugar en Tielmes el Domingo de Resurrección.

No puede faltar en el itinerario turístico la degustación de los diversos productos gastronómicos que Tielmes ofrece al viajero, destacando por encima de todos su aceite elaborado con las aceitunas cultivadas en los olivares de la zona.